Make your own free website on Tripod.com

mired1.gif

La Clonación 1
Inicio
Declaración de fe
Estudios
Estudios Powerpoint
Biblioteca
Escatología
Reflexiones
Origen y Desarrollo de la Biblia
Máximas y Refranes
De Buen Humor
La Biblia al Minuto
Facebook
La Biblia en Internet
Contáctenos

         INTRODUCCION

 

          Es increíble como la ciencia ha adelantado en los últimos años, se han logrado grandes avances por medio de la tecnología. Tenemos todo tipo de artículos sofisticados, podríamos mencionar por ejemplo enseres del hogar tan modernizados que todos son operados electrónicamente, teléfonos celulares, beepers que no solamente podemos dejar un mensaje numérico sino también un mensaje escrito, vehículos con una tecnología increíble que tienen su propia computadora y mapas que te guían automáticamente, aviones que no pueden ser detectados por radares que vuelan a una velocidad supersónica, armamento tan avanzado que un científico dijo tenemos una bomba que puede destruir el planeta tierra 20 veces, bombas químicas, biológicas, de gases, armas de toda clase, los microchips que son puestos en la piel con información personal.

          Bien dijo el profeta Daniel que en los últimos tiempos la ciencia se aumentaría, vemos que la Palabra de Dios se cumple. Hoy estamos oyendo hablar mucho de la nueva tecnología acerca de la clonación humana. El hombre es insaciable, nunca esta satisfecho; me sorprendí mucho cuando oí hablar de este tema que quise investigar acerca de ello, y para mi sorpresa me doy cuenta, que la clonación humana casi es un hecho. Probablemente en este mismo momento ya existan seres humanos clonados caminando entre nosotros. De acuerdo a mi propia opinión, en la cual he basado mi investigación en donde dije que solo Dios tiene derecho en cuanto a decidir la existencia del ser humano y que Dios no participa en el egocentrismo del hombre poniendo espíritu en algo que el creador no decide.  Hasta donde yo he podido investigar sigo creyendo que el todo poderoso no puede estar involucrado en este nuevo proyecto del hombre. El hombre por medio de la ciencia puede hacer a una persona genéticamente idéntico; pero en cuanto a poner alma o espíritu en esta persona genética, jamás podrán. El espíritu es algo que solo Dios puede otorgar. 

He encontrado argumentos un poco convincentes en donde dicen que los seres humanos que son clonados tienen alma o espíritu. La pregunta que debemos hacernos es: ¿qué clase de espíritu tienen estos seres creados genéticamente? Si Dios no participa en esta nueva tecnología. ¿Quién entonces pone espíritu en ellos? Cuando Dios creó a Adán, lo creó del polvo de la tierra y sopló aliento de vida en él, y a Eva la creó de una costilla de Adán, pero que también es un ser viviente; por favor leer el tema ¿”Tendrá Alma un Ser Humano Clonado”?

La clonación humana se va a convertir en la prueba definitiva de la existencia del alma, de un alma personal en cada ser humano. Somos únicos e irrepetibles. Dos mellizos, dos gemelos, pueden tener un ADN idéntico pero, su mente-alma y espíritu son irrepetibles. La colación humana no daría dos seres humanos idénticos en cuanto a su personalidad e individualidad, ni en el alma ni en los sentimientos, solo en la carne. Espiritualmente son distintos dos seres completamente diferentes ante Dios y para la vida eterna, por los cuales ha muerto Cristo.

          La investigación genética aun no tiene 150 años, pero se ha desarrollado de una forma increíble. En 1865 el monje Gregor Mendel mostró las leyes de la herencia, aunque su descubrimiento paso desapercibido.

          En 1869 El patólogo suizo Friedrich Miescher descubre en espermatozoides de peces y otro material biológico la substancia responsable de la transmisión de los caracteres hereditarios: el (ADN) ácido desoxirribonucleico.

          En 1900 Tres investigadores, el alemán Correns, el austriaco Tchermak y el holandés de Vries, redescubre independientemente uno del otro, las leyes de Mendel. De Vries informa en 1901 por primera vez de mutaciones.

          En 1953 el biólogo estadounidense James Watson y el físico ingles Francis Crick describen la estructura de la molécula de ADN como una doble hélice.

En 1973 Investigadores producen la primera bacteria genéticamente modificada.

          EN 1977 científicos norteamericanos introducen por primera vez en una bacteria material genético de células humanas.

          En 1978 Nace en Gran Bretaña el primer bebe de probeta, engendrado mediante fertilización artificial o “in vitro”.

          En 1982 sale al mercado en Estados Unidos el primer medicamento producido por manipulación genética “Insulina”.

          En 1990 se inicia oficialmente el proyecto Genoma Humano (PGH), con financiación estatal destinado a descifrar el código genético humano.

          En 1997 investigadores escoceses presentan a Dolly, una oveja de siete meses. Se trata del primer mamífero producido por clonación, a partir de una célula adulta.

          En 2000 Craig Venter informa en abril que su empresa Celera ha descifrado el 90% del código béntico humano. Meses después, bajo presión política, Venter y el PGH se unen, y anuncian el 26 de junio que han logrado el mapa del 97% del genoma y la secuencia exacta del 85% de las bases del ADN.

          En el diccionario de la Real Academia Española se señala que la palabra clon significa: “estirpe celular o serie de individuos pluricelulares nacidos de ésta, absolutamente homogéneas desde el punto de vista de su estructura genética; equivale a estirpe o raza pura”. Los seres vivos unicelulares que no se reproducen sexualmente, o sea que no son resultado de la combinación genética de dos organismos distintos, se dividen simplemente partiéndose en dos o más células que son idénticas entre sí, y por lo tanto son un clon.

La tecnología puede producir células madre que pueden ser de gran beneficio para curar muchas enfermedades y creo que hasta ahí no hay ningún problema, ya que Dios, en esta forma ha dado la  sabiduría a los hombres para nuestro propio beneficio. También creo que Dios ha puesto límites en los cuales debemos ser obedientes y no caer en desobediencia buscando una gloria que solo le corresponde a nuestro creador. 

La ciencia  ha avanzado de una manera increíble en los últimos años, tanto que el hombre en su afán e insaciable deseo de gloria y poder, se ha dedicado a la fabricación de los mejores aparatos tecnológicos que han sorprendido al mundo entero. Pero eso no es todo, ahora se encuentran los mejores científicos en ingeniería genética del mundo, trabajando arduamente por conseguir clonar seres humanos.

Creo que la clonación de seres humanos es una violación a los principios divinos, Dios creó al hombre a su imagen y semejanza y puso aliento de vida en él. El hombre puede clonar un ser humano, haciendo una copia genéticamente idéntica  al donante; pero solo en la carne. Porque jamás podrá poner espíritu en una copia genética. Otorgar el espíritu o alma a cada persona es asunto que solo le pertenece a nuestro creador.

Deberíamos de preguntarnos. Si Dios no pone espíritu en estos seres clonados. ¿Qué espíritu habitará en ellos?

 

¿QUÉ ES LA CLONACION?

         

La clonación no es algo nuevo para los científicos, hace mucho tiempo que la ciencia sabe como  hacer que formas simples de vida se reproduzcan de manera asexual. Los últimos avances científicos pueden traer enormes cambios a la actual sociedad; está demostrado que los hechos científicos aunque menos notorios hacen cambiar a la sociedad más que los hechos políticos.

          Aproximadamente treinta años atrás la clonación se asociaba principalmente a la horticultura y a la agricultura. La palabra “clon” de acuerdo al diccionario “PEQUEÑO LAROUSSE”  significa: Conjunto de organismos que proceden de la reproducción vegetativa o asexual de un mismo individuo. La palabra “CLONACIONsignifica: Técnica utilizada en el cultivo de tejidos, gracias a la cual todas las células obtenidas proceden de una misma célula.

          De acuerdo a la historia el primer congelamiento exitoso de semen de toro [a –79 C] fue anunciado en 1950 con el objeto de inseminar vacas para que produjeran terneros de mejor calidad. En 1952, después de dos años de este evento, se produjo la primera clonación animal cuando se desarrollaron ranas  de renacuajos de mayor edad, en 1962 se realizo otra clonación de la misma especie de renacuajos.

Todos los seres humanos se reproducen creando otros seres vivos. La reproducción puede ser de dos tipos: sexual y asexual.  En la reproducción sexual intervienen los dos sexos y el nuevo ser tiene características de sus dos progenitores, como ocurre en la especie humana. En la reproducción asexual no hace falta el otro sexo y el nuevo ser es idéntico del ser que ha partido. Ejemplo, las plantas, si arrancamos un trozo de una planta con raíces y ramas tenemos otra planta genéticamente igual de la que ha salido.

          Otro ejemplo sería; si arrancamos un brazo de una estrella de mar, este brazo regenera otra estrella igual. O la fisión binaria de las bacterias en la que una bacteria se divide en dos. Y esto es un clon: un individuo genéticamente igual a otro. ¿Y por qué si arrancamos un trozo de una persona esta no se regenera? Por que sus células son muy especializadas y han perdido esa capacidad de regeneración.

          La reproducción de clones se ha utilizado ampliamente en la agricultura. Las plantas pueden echar vástagos, o sea brotar del suelo otro ejemplar, o se pueden injertar.   La variedad de naranjas (Washington Navel) (la del ombliguito en la piel) es estéril, no tiene semillas y todas las naranjas que hoy comemos proceden de un solo árbol. Lo mismo ocurre con los plátanos que comemos. Son clones. No tienen semillas y eso lo agradece el consumidor. ¿Por qué no tienen semillas? Una mutación casual lo provocó y como no se pueden reproducir sexualmente, ya que son estériles, el hombre los ha producido clonalmente.”[1]

 

          Por primera vez en 1983 se anuncio que se  transfería un embrión de una madre humana a otra. Y en 1987 se anunció el primer ganado transgenito y  en este mismo tiempo  Ralph  Brinster  desarrolló  cerdos  que  producían  la

Hormona humana.  En 1988 Mary Beth Whitehead consintió en convertirse en madre sustituta mediante inseminación artificial y cuando dio a luz a la Bebé M, ella quería quedarse con la niña, pero fue entregada a los padres biológicos.

          La clonación se ha anunciado por mucho tiempo aunque no por medios netamente relacionados con este tema tan discutido, pero podemos observar el nacimiento de esta ciencia por medio de películas como: “Los niños de Brasil” en donde se proponía clonar pequeños Hitler. En la Serie de televisión “los x files” (los archivos x) se enfocó sobre clones psicológicos ficticios. La película “Jurassic Park” demostró a través de la pantalla la clonación de varios dinosaurios, en la que los hechos mostraban embriones clonados por primera vez. Luego tenemos la película de Michael Keaton “Multiplicity en donde él opta por clonarse. Después de esto apareció el científico Ian Wilmut y su equipo anunciando la clonación realizada de una oveja utilizando una célula de adulto. Los científicos en su mayor parte acordaron que la clonación de embriones humanos en 1993 y el éxito de Ian Wilmut habia llevado a la ciencia a dar un paso agigantado con relación a la clonación humana.  

DEFINICIÓN Y PROCEDIMIENTO DE LA CLONACION

 

          El proceso consiste en los siguientes pasos: (1) Se remueve una célula del tejido de un macho del animal que se piensa reproducir. (2) Se extrae un óvulo maduro de una hembra del animal que se quiere duplicar. (3) Se inactiva  completamente el núcleo de la célula del óvulo por medio de rayos láser o rayos ultravioletas, que resulta en borrar todas las características hereditarias de la hembra. (4)  Se trasplanta la célula del macho en el óvulo de la hembra, lo cual le da un núcleo nuevo y características hereditarias nuevas. El óvulo ahora contiene el número correcto de genes. (5) La célula es colocada en una probeta y se fertiliza con esperma para arrancar el proceso de multiplicación. (6) La célula es trasplantada en el útero de una hembra para el proceso de la gestación.” [2]

 

 

          “Los clonadores tomaran una célula de un adulto humano y harán que se la pueda multiplicar, dejando por completo de lado el proceso normal de la concepción. Entonces, el embrión se implantara en el útero prestado de una mujer, se desarrollara hasta ser un feto humano y nacerá gemelo genético de su (madre) soltera.

             Cada una de todos los billones de células del cuerpo humano (excepto los glóbulos rojos, que pierden sus núcleos durante el desarrollo) contiene su anteproyecto genético total, hasta la forma de sus orejas, el color de sus ojos las curvas y surcos de sus huellas digitales. Teóricamente, usted podría clonado innumerables cantidades de veces si hubiera suficientes úteros – humanos o artificiales – para que el feto llegue a termino.”[3]   

           

La clonación animal puede traer grandes ventajas, por ejemplo obtener cepas de animales genéticamente iguales para la utilidad de la investigación o la ganadería, que ofrece posibilidades inquietantes. Un ejemplo seria el siguiente: El cerebro humano puede vivir muchos más años que el cuerpo que le sustenta; si algún dia fuera viable el trasplante cerebral, existiría la posibilidad crear seres clónicos a los que poder trasplantar el cerebro cuando el cuerpo empieza a fallar. O cepas de seres humanos genéticamente iguales.

 

 

En el proceso de la clonación humana, las mujeres donantes de óvulos serian tratadas con hormonas fertilizantes para producir bastantes óvulos. Solo uno de cada cuatro de estos óvulos será viable para la clonación de embriones. Se extrae con una aguja muy fina el núcleo  del óvulo y se reemplaza por un núcleo de una célula de la persona que va a ser clonada. La fusión se completa con pequeñas descargas eléctricas. El embrión ya está listo para ser implantado en el útero de una madre de alquiler. Solo una de cinco obtendrá un embarazo. Y de estos no todos llegaran a feliz término, ya que se producirán numerosos abortos por todo tipo de anormalidades. Los creadores de la oveja Dolly tuvieron que realizar muchísimos intentos antes de conseguirlo.  

Afortunadamente, el hombre es un ser complejo y no solo es genética.

 En la personalidad humana, además de la genética, influyen las vivencias (como dijo Ortega y Gasset, yo soy yo y mis circunstancias) y además, según piensan muchos investigadores, el desarrollo particular del cerebro.

Desde el principio se ha hecho mucho progreso en la clonación de plantas y animales, para producir especies con las características deseadas.

Las personas de gran alcance científico o personas multimillonarias podrían clonarse después de muertos, puesto que las células pueden vivir durante horas después de que mueren los organos vitales, y no sería difícil congelar un cuerpo para preservar células suficientes con el objeto de clonar a una persona determinada.

Transferencia nuclear y partenogénesis para clonar

Los científicos que han anunciado la primera clonación utilizaron dos técnicas diferentes, la “transferencia nuclear” y la “partenogénesis”, para lograr el desarrollo de embriones y las células “madre” que contienen.

          Según han explicado los investigadores, de la empresa Advanced Cell Technology (ACT), la clonación no buscaba crear un ser humano, sino la obtención de las células, que pueden revolucionar el campo de los trasplantes y ayudar a curar numerosas enfermedades.

          Michael West, presidente de la firma ACT, con su cede en Worcestor (Massachussets), ha definido el paso dado como “un importante hito en la clonación terapéutica”, la destinada a buscar nuevos métodos curativos. Su trabajo aporta la primera prueba de que la reprogramación de las células humanas puede proporcionar tejidos para los trasplantes”, afirmo West en un comunicado.

          La clonación de un ser humano está envuelta en polémica por el temor a que se creen clones de personas idénticas entre sí, o razas superiores, pero los recelos también alcanzan a la clonación terapéutica, con fines científicos, porque la destrucción de los embriones.

Los científicos de Advanced Cell Tecnology afirman que han meditado las cuestiones morales que rodean al asunto y creen que debe dar primordial atención para “reducir el sufrimiento humano” que poseen las células “madre”, que se encuentran en los embriones. La clonación proporciona a esas células la misma carga genética que la persona clonada, con lo que las células que se obtienen podrían ser usadas para tratar a un enfermo sin miedo a un rechazo de su sistema inmune. Según explicaron en el journal of regenerative medice, los científicos de ACT han seguido la técnica conocida como “transferencia nuclear” para obtener las células madres.

Este método, que es muy similar al que se siguió para clonar a la oveja Dolly, consiste en la fusión de una célula adulta con un óvulo, con el fin de crear un embrión que tenga la misma carga genética que el donante de las células. En el proceso, se extrae el núcleo de la célula huevo y se inserta, en su lugar, el núcleo de una célula adulta, por ejemplo de la piel, que contiene los genes del donante. Por un proceso desconocido hasta hace muy pocos años, unas sustancias químicas dentro del óvulo convencen a la nueva mezcla que se comporten del mismo modo que un embrión y que sus células comiencen a dividirse. 

A los cuatro o cinco días, la masa de células forma lo que se conoce como un “blastocito”, del que pueden ser extraídas las células “madre”, también llamadas células embrionarias “stem” o tróncales”, por su capacidad de dar lugar a otras células.

En el otro método empleado, la “partenogénesis”, los investigadores utilizan sustancias químicas para obligar a los óvulos a comenzar a dividirse como si hubieran sido fertilizados. Se crearía con el, lo que se denomina un “embrión preimplantable” y las células madre que se obtuvieran podrían cultivarse para dar lugar al mismo tipo de tejido que la paciente necesita, algo que han explicado los científicos de la ACT. En varios de los intentos abordados por los científicos con ambas técnicas los resultados fueron infructuosos.

En uno de los procedimientos, los investigadores siguieron una técnica desarrollada en la universidad de Hawai, en la que la célula usada para la clonación procedía del tejido de los ovarios. Los investigadores no han precisado en ningún momento si se han extraído ya las células “madre” que se buscaban en los experimentos y se han limitado a confirmar que los procedimientos demuestran la validez de la técnica.

“Nuestra intención ha manifestado Robert Lanza, vicepresidente científico de la firma – no es clonar seres humanos, sino lograr terapias que puedan salvar vidas en un amplio campo de las enfermedades, incluida la diabetes, el cáncer, el sida y los desordenes neurodegenerativos, como la enfermedad de Parkinson o de Alzheimeer”. [4]

 

El 20 de Junio de 2002, los científicos de Estados Unidos informaron que habían logrado  que células ‘madre’ adultas se comporten como embrionarias, este paso que según ellos es considerado de gran importancia para la cura de determinadas enfermedades. Investigadores estadounidenses han comprobado, por primera vez, que las células ‘madre’ adultas pueden ser tan versátiles y prometedoras como las polémicas células embrionarias. Este nuevo logro se considera de suma importancia porque puede proporcionar a los científicos nuevas líneas de investigación para buscar remedio a las enfermedades, sin tener que recurrir al uso de embriones.

Estas células ‘madre’, llamadas trocales por los científicos, son las que pueden dividirse y diferenciarse para formar cualquiera de los tejidos del cuerpo humano y, hasta ahora, su fuente principal de obtención eran los embriones. Científicos de la universidad de Minesota consiguieron convertir células adultas de la medula espinal en células progenitoras ‘multipotentes’, las mismas que, habitualmente, proceden de las células ‘madre’ embrionarias.

Catherine Versatillie, directora del Instituto de células Troncales (SCI) de la universidad de Minesota, informó en una conferencia de prensa de que sus laboratorios comprobaron que las nuevas células pueden dar lugar a la mayoría de los tejidos, sino a todos, en pruebas realizadas con ratones. Los integrantes del equipo de investigadores precisaron que su aporte es un avance, pero afirmaron que las células embrionarias siguen siendo fundamentales para buscar una cura a numerosas dolencias.

En 1998, James Thomson, un biólogo celular de la universidad de Wisconsin, descubrió las células ‘madre’ embrionarias, que se han convertido en una promesa esperanzadora para la medicina para la próxima década. Esas células, procedentes de la fase del embrión denominada ‘blastocito’, pueden ser cultivadas y dar lugar a cualquiera de los tejidos especializados, como tejido cardiaco, epidémico y neuronal.

Los médicos que tratan a enfermos de Alzheimer y Parkinson, diabetes, esclerosis múltiple y cáncer, así como los que trabajan con trasplantes, han puesto sus ojos en esas células. El hecho de que las células ‘madre’ procedan de los embriones y estos tengan que ser destruidos para obtenerlas las ha convertido en unas  células polémicas, en especial en Estados Unidos, donde el presidente George W. Bus restringió los fondos para investigar con ellas.

“Bajo determinadas condiciones de cultivo, las células ‘madre’ adultas (que no proceden directamente de los embriones) pueden ser útiles para el tratamiento en vivo de desordenes genéticos o degenerativos” afirmo Verfaillie”.[5]

 

El avance supondrá un cambio sobre las ideas que circulen en la comunidad científica, en la que las células ‘adultas se consideran prometedoras, pero no tan versátiles como las embrionarias. El equipo de Minesota demostró que también las células adultas son capaces de dar lugar a los tres tipos de capas germinales que posee el embrión en desarrollo, el endodermo, el ectodermo y el mesodermo. Del endodermo se derivan los tejidos del tracto digestivo, los órganos respiratorios, la vagina y la uretra. Del mesodermo los tejidos musculares, esqueleto y aparato circulatorio, y del ectodermo la piel y el sistema nervioso, entre otros.

Los investigadores de la Universidad de Minesota denominaron a las células obtenidas MAPC, iniciales en ingles de células progenitoras adultas ‘multipotentes’. Los resultados de sus investigaciones se publicaran en la revista ‘Nature’. Las células de la que han partido procedían de la medula espinal y ya se sabía que este tipo de células pueden dar lugar a otras células de sangre, pero no a una variedad de células como la consanguínea ahora.

En las pruebas realizadas con ratones se comprobó que las células adultas contribuyeron funcionalmente al desarrollo de diferentes órganos y se diferenciaron como células de sangre, de la piel, hígado, estomago y pulmones.



[1] TODO CIENCIA. R. Tomas, Julves, Tovar, Noviembre 23 de 2002. U.S.A.

[2] Bases Bíblicas de la Ética. Giles, James E. Editorial CBP, p. 304, quinta edición 2000

[3] Clonación Humana. Dr. Lester Lane P. Dr. Hefley James C. Editorial Portavoz, p.13, Quinta edición 2000

[4] WASTE, Actualidad ambiental y científica, Romero, Juan Ramón, 01/12/02

[5] WASTE MAGAZINE, noticias de clonación, Verfaillie, Catherine, 6/20/2002

Volver a la clonacion