Make your own free website on Tripod.com

mired1.gif

La promesa de Dios a Abram
Inicio
Declaración de fe
Estudios
Estudios Powerpoint
Biblioteca
Escatología
Reflexiones
Origen y Desarrollo de la Biblia
Máximas y Refranes
De Buen Humor
La Biblia al Minuto
Facebook
La Biblia en Internet
Contáctenos

 

Después de estas cosas vino la palabra de Jehová a Abram en visión, diciendo: No temas, Abram. Yo soy tu escudo, y tu galardón será muy grande. Abram respondió:

Oh Señor Jehová, ¿qué me has de dar? Pues continúo son hijos, y el heredero de mi casa será Eliezer, de Damasco. Añadió Abram: A mí no me has dado descendencia, y he aquí me heredará un criado nacido en mi casa.

Y he aquí que la palabra de Jehová vino a él diciendo:

No será éste el que te herede, sino que alguien que salga de tus entrañas será el que te herede.

Entonces lo llevó fuera y le dijo:

Mira, por favor, al cielo y cuenta las estrellas, si acaso las puedes contar.

Y añadió: Así será tu descendencia.

Y Abram creyó a Jehová, y le fue contado por justicia. (Génesis 15:1-6)

 

Pero no sólo para él fue escrito que le fue contada, sino también para nosotros, a quienes nos habría de ser contada: a los que creemos en el que resucitó de entre los muertos, a Jesús nuestro Señor, quien fue entregado por causa de nuestras transgresiones y resucitado para nuestra justificación. (Romanos 4:23-25)

 

Lea estos pasajes relacionados:

GÉNESIS 21:1-5; ROMANOS 4; GÁLATAS 3:1-9

 

Volver a Enero